Cuando sucede un accidente de tránsito por lo regular si los daños no son graves para uno mismo, la primera reacción es alejarse de la zona, sin siquiera tener la oportunidad de hablar con el otro conductor, y es importante tomar conciencia de que tomar esa actitud evasiva puede traer grandes problemas, lo mejor es quedarse en el lugar de los hechos y tratar de resolver el problema adecuadamente.

Saber qué es lo que se debe hacer en caso de un accidente es importante para no cometer errores que pueden tener graves consecuencias.

Por regla general, cuando ocurre un accidente de tráfico es importante realizar lo siguiente:

  • Si es posible se deberán estacionar los coches en un lugar seguro, para no interferir con el tráfico y para evitar que se hagan más accidentes.
  • Se deben colocar los triángulos reflejantes para advertir a los demás conductores del riesgo que está presente, estos deberán ponerse al menos con 70 metros de distancia.
  • Hay que tomar en cuenta que no es lo mismo un accidente entre dos coches, que si están involucrado 3 o más coches, si hay un autobús o es una motocicleta, dependiendo de la situación la cantidad de heridos incrementa y se necesitará de más asistencia médica.
  • Si los motores aún se encuentran en marcha deben apagarse, y quitar el contacto para evitar incendios, además dependiendo de la situación deberá dejarse a los heridos como están para no agravar las heridas, por ejemplo a un motociclista no se le deben quitar el casco y si alguien presenta objetos clavados no deberán retirarse.
  • Antes de llamar a la policía debe hacerse una inspección visual de lo ocurrido para especificar la ubicación del accidente, el estado en el que se encuentran los heridos, y la información que requieran.

Por lo regular en un accidente se puede actuar de dos formas, y esto dependerá de quién haya ocasionado el accidente y de quien haya sido la víctima, por lo que te compartimos lo que debes hacer en ambos casos:

> Si eres el conductor del que provocó el accidente.

Lo mejor es quedarte en el lugar de los hechos y tratar de llegar a un acuerdo amistoso con el otro conductor implicado, pues deberán llenar un formato de accidente de las compañías de seguro que se tengan, en este documento se deben proporcionar los datos de ambos coches, así como los daños ocasionados, y debe firmarse por ambos conductores para que las compañías de seguro pueden encargare de la reparación de coches.  Si por alguna razón el otro conductor se niega a colaborar sólo se deben tomar los datos para identificarlos como el número de matrícula, los datos de los testigos presenciales del hecho, etc.

Un consejo de gran utilidad que ofrece seguros BBVA es:

Otra de las claves sobre qué hacer ante un accidente de tránsito reside en la recopilación de datos. Intenta recopilar nombres de los involucrados, direcciones, teléfonos, matrículas, modelos de autos, cédulas y licencias de conducción, lugar del accidente, datos de las compañías aseguradoras, etc.

OJO: Se debe informar a la aseguradora de que se ha producido el accidente, dentro de los 7 días posteriores al hecho.

> Si eres víctima del accidente.

Al ser la víctima del accidente y no tener culpa alguna de los daños se tiene el derecho a ser indemnizado, independientemente de sí los daños sufridos son materiales o personales, se puede establecer la reclamación de dos formas:

  • Extrajudicial, sin necesidad de acudir a un juicio se debe negociar con la aseguradora el monto de la indemnización.
  • Judicial, se debe establecer una denuncia para que se tramite el procedimiento penal y se establezca el monto de la indemnización en función de los daños ocasionados. Cuando la compañía no ofrezca una indemnización adecuada se debe interponer una demanda en reclamación de la cantidad que considere apropiada ante los juzgados civiles.

En ambos casos el monto de la indemnización dependerá de los daños sufridos ya sean personales y/o materiales, es por eso que es importante entender los tipos de daños que pueden presentarse:

  • Daños materiales, como propietario del coche accidentado tienes el derecho a exigir la reparación de los daños, y estos serán determinados por el peritaje; en caso de que los daños superen lo que vale el coche se tiene derecho a que se indemnicen los perjuicios causados por el importe del valor de la venta. Otros de los daños que pueden indemnizarse son la pérdida o daño de los objetos que se transportaban, y se deben conservar tanto los objetos dañados como la factura de la compra de los mismos.
  • Daños personales, ya sea para los conductores, pasajeros o peatones que estén involucrados en el accidente, se deben considerar varios factores como la gravedad de las lesiones, heridas y secuelas que causa, las indemnizaciones pueden deberse a incapacidad, muerte o secuelas.

Ancona, refaccionaria especializada en el sureste de México